MÉXICO, DF, 9 de noviembre de 2014.-Luego de siete días de camino y 195 kilómetros recorridos, la marcha #43×43 que partió de Iguala, Guerrero, en demanda de la aparición con vida de los estudiantes normalistas desaparecidos, arribó al Zócalo capitalino.

El contingente partió poco antes de las nueve de la mañana del centro de Tlalpan, donde expresaron que “se trata de una marcha de paz pero que exige justicia” y reiteraron su desconfianza ante la versión oficial sobre el destino de los jóvenes.

Al grito de “!Justicia!”, “!Fue el Estado!” y “!Fuera Peña!”, la marcha avanzó por la calzada de Tlalpan hasta llegar a 20 de noviembre para terminar en la plancha del Zócalo capitalino.

A lo largo del camino la ciudadanía dio muestras de solidaridad, al esperarlos en diversos puntos con botellas de agua, fruta y otros refrigerios.