ACAPULCO, Gro. 20 de diciembre de 2015.-Una impresión negativa y un mal aspecto es lo que da a los turistas, la actual imagen de la glorieta de La Diana en la que se encuentra instalado el campamento de los jóvenes rechazados del Movimiento Kiosco, indicó Jorge Laurel González, presidente de la Asociación de Hoteles y Empresas Turísticas de Acapulco (AHETA).

Entrevistado telefónicamente por Quadratín Guerrero, el representante hotelero argumentó que los principales comentarios que llegan a las recepciones de los hoteles es de los turistas que frecuentan el puerto en temporada vacacional, ya que no se explican por qué aún no pueden resolver las autoridades este problema.

Manifestó que “ésta situación no afecta mucho la llegada de visitantes a Acapulco, pero si contribuye a la contaminación visual del destino”, ya que el movimiento de rechazados de la Uagro permanece focalizado e instalado en la glorieta.

Declaró que la asociación ha tenido constante contacto con autoridades estatales, municipales y académicas, para pedir que actúen y  levantar dicho plantón que llevan ahí los jóvenes por más de cuatros meses, sin tener una respuesta favorable.

“Nos comentan que se está viendo el tema pero, pues, es una situación compleja. Y entre la Uagro, el municipio y el estado se están echando la bolita y nadie puede dar solución al problema” agregó Laurel González.

Concluyó que ni él ni los representantes restauranteros  “tienen algo en contra de las manifestaciones sociales, siempre y cuando sean de forma pacífica”, y que no afecten los derechos de los terceros. Deseando que esta situación “no existiera ni prevaleciera”, ya que afecta al puerto.

Por lo que hizo un llamado a las autoridades para que pronto puedan atender las demandas de los jóvenes  y les den solución.