La herencia maldita del “licenciado” Ángel Aguirre será reto titánico –en tiempo y forma– para el académico Rogelio Ortega Martínez, quiengobernará Guerrero un año –hasta el 27 de octubre de 2015–.

 

El ex Secretario General de la Universidad Autónoma de Guerrero recibe una entidad en estado de coma, ahogada en penas profundas, en aguas revueltas por la marginación y el rezago endémicos, el encono ancestral, la infiltración del crimen organizado y la debilidad institucional… todos, ingredientes venenosos cocinados a fuego lento.

 

La emergencia obligaba a no perder más tiempo y optar por alguien comprometido con lo más urgente sin estar amarrado a partidarismos: pacificar al estado, convocar a la conciliación, impulsar la gobernabilidad, subsanar el deterioro irremediable de la clase política… y dialogar con todos los actores. Para intentar lograrlo se apostó por alguien que si bien no es ajeno a la política, tiene arraigo y trayectoria intelectual.

 

La primera señal de quien toma el mando para rescatar a Guerrero de la crisis fue pedir tregua a los normalistas de Ayotzinapa, donde la sangre hierve por en el asesinato de tres, y el secuestro de 43, desde hace un mes.

 

Si la violación a los derechos humanos en Guerrero insulta a todo mundo, al país tanto más hiere ignorar la verdad detrás de los desaparecidos…

 

Antes, al rendir protesta ante el Congreso de Guerrero, el doctor Ortega se comprometió a trabajar con humildad y sin descanso, por la verdad y la justicia: “tengo mucho trabajo y poco tiempo para realizarlo”. El nuevo gobernador reconoció haber tenido contacto con la Presidencia de la República en donde le ofrecieron todo la colaboración posible… ¿y toda la “línea”?

 

Con el arribo de Rogelio Ortega hay esperanza de distensión ante un escenario anarquía para resolver el problema de fondo, el cual rebasa al territorio guerrerense y topa en el ámbito del gobierno federal.

 

Mientras, la violencia no cede. El incendio de la alcaldía de Iguala y los actos de vandalismo a una plaza comercial –el miércoles pasado– y los del sábado cuando la turba arrasó con las mercancías de dos almacenes comerciales, fueron otra muestra de indignación, desesperación y activismo exacerbado.

 

¿Qué provoca toda esa violencia?

 

La autoridad guerrerense, obligada a cumplir y hacer cumplir la Ley está atrapada entre la incapacidad y el pánico de ejercer el legítimo monopolio de la fuerza frente a quienes rebasan la inexistente frontera entre la protesta y el delito.

 

Aquellos quienes por acción perversa u omisión negligente resulten responsables de la violencia criminal y social deben rendir cuentas y ser castigados … del “Ángel” caído, para abajo… y para arriba, hasta donde tope.

 

Guerrero no puede marchar a velocidad lenta, en una dinámica perversa… ni sojuzgado por el imperio de la ley de la barbarie.

 

EL MONJE LOCO: La protesta radical volverá a expresarse esta semana mediante marchas estudiantiles que amenazan con tomar aeropuertos y bloquear carreteras en Guerrero, Oaxaca, Morelos, Michoacán y el DF… además de un “paro” nacional educativo de 72 horas convocado por la CNTE para el 5 de noviembre. Por lo pronto, el próximo miércoles la “asamblea interunivesritaria” exigirá a las estaciones de radio y televisión de la UNAM, IPN y UAM un espacio para transmitir en vivo un mensaje de hartazgo, exigir la presentación con vida de los 43 desaparecidos y el castigo a los culpables. PUNTO Y APARTE: Este domingo el Congreso de Guerrero fue capilla de bautismo para ungir al heredero de un reino devastado. El nuevo Gobernadortiene 59 años; nació en Taxco; fue líder estudiantil; hizo la reforma política en tiempos del ¿perredista? Zeferino Torreblanca… con la designación de Martínez Ortega diputados del PRD y PRI dejaron fuera a la favorita de Los Chuchos, Beatriz Mojica Morga, titular de Desarrollo Social, quien hizo gran berrinche; acusó violencia verbal en su contra. Sin mencionar al gobierno federal, habló de intereses misóginos… y aventó la pedrada: “gobernar un estado en crisis no es ‘asunto de huevos’, sino de serenidad, sensibilidad y firmeza”; quienes la conocen aseguran que Mojica no quedó fuera por misoginia sino por su cercanía con al ex gobernador” apestado”. La perredista fue la primera en renunciar al gabinete… ya se autodestapó como aspirante a la gubernatura en las elecciones de junio venidero.

 

@JoseCardenas1| [email protected] | josecardenas.com.mx