MÉXICO, DF, 30 de enero de 2015.- El gobierno federal no admitirá más el cierre de carreteras y otras acciones que afectan los derechos de la mayoría de los mexicanos, aseguró el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y reconoció el derecho de los padres de los estudiantes a expresar su inconformidad y les reiteró la disposición al diálogo.

De acuerdo a una nota de Milenio, aseguró que el caso de los normalistas no está cerrado hasta que se detengan a todos los responsables y se dicte sentencia a cada uno de ellos. “Ha sido claro el procurador (Jesús Murillo) y decir cerrar es equivocado: mientras no se detenga a todos los culpables y mientras no se dicte sentencia a cada uno, no podrá estar cerrado”, puntualizó.

Negó un endurecimiento de las autoridades frente a la protesta social y dijo que en todo caso se trata de asumir las responsabilidades que le corresponden.

Osorio Chong apuntó que una vez que la PGR ha establecido no solo la verdad histórica, sino la verdad jurídica con base en elementos de orden técnico y de carácter normativo, lo que sigue es el fincamiento de responsabilidades penales con la misma severidad con que se agravió a las familias de los jóvenes y a todos los mexicanos.

 

Más información en Milenio