ACAPULCO, Gro., 27 de abril de 2015.- El diputado federal del PRI, Manuel Añorve Baños, reiteró que la decisión para nombrar al gobernador de Guerrero debe recaer en los diputados que conforman el Congreso del Estado, pero aclaró que si deciden que se quede Rogelio Ortega Martínez debe comprometerse a ser el garante de la democracia, ya que sería muy preocupante que su ratificación se convierta en una moneda de cambio por intereses de un partido.

 

De quedar Rogelio Ortega, le pide se conduzca de acuerdo a la ley y no caer en la tentación de apoyar a la candidata Beatriz Mojica del PRD y este gobierno tenga el sospechosismo de que le cambien la ratificación por actos de poder o decisiones que tenga que tomar en su gabinete cubriendo espacios con personas de filiación política.

 

El legislador guerrerense también habló sobre las amenazas de los maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) para evitar que se realicen las elecciones en la entidad, comentó que se deben realizar, ya que esto es un derecho de los guerrerenses y es la madurez que se reflejara al depositar su voto en las urnas el próximo mes de junio.

 

Rechazó la violencia y las agresiones y le apostó a que se siga dando el dialogo y se lleve a bien la ruta electoral; reconoció que debe haber confrontaciones pero de ideas y de propuestas y no físicas.

 

Finalmente, reiteró que no existe ningún distanciamiento con el candidato a la gubernatura por Guerrero, Héctor Astudillo Flores, por el contrario aseguró que su amistad lejos de la política es familiar y de muchos años y lo acompañará durante todo el tiempo que tenga libre de sus responsabilidades legislativas.

 

Aseguró que es invitado de manera permanente a todas las actividades de proselitismo político, no a todas puede acudir, pero como cualquier militante del PRI vendrá a recorrer el estado de Guerrero para promover el voto a favor de su partido.