OAXACA, Oax., 7 de diciembre de 2014.- La Sección 22 del SNTE señaló que la confirmación del fallecimiento de Alexander Mora Venancio, uno de los 43 normalistas de Ayotzinapa, Guerrero, desaparecidos, lleva al magisterio oaxaqueño a redoblar la lucha social para extirpar de raíz el cáncer que se apodera de México, herido y saqueado por manos extranjeras.

 

En un comunicado de prensa, la gremial expresó que  “¡México se viste de negro, está de luto!; el color de la rabia y el dolor, al ver que gobiernos se valen de las armas y la desaparición forzada, para acabar con los semilleros de la libertad y la lucha social”.

 

Asimismo, el magisterio oaxaqueño deja en claro que los acontecimientos que aquejan al país lo empujan a no claudicar en la lucha por la renuncia del presidente Enrique Peña Nieto y la presentación de todos y cada uno de nuestros desaparecidos, así como la libertad de los presos políticos.

 

“Nuestra suma como mexicanos, será una muestra de que los grandes ideales revolucionarios para alcanzar patria y libertad, no fueron en vano. Es hora de replicar y seguir regando las semillas de la libertad que fueron sembradas con nuestros muertos”, indica.

 

Por otra parte, la Sección 22 del SNTE insiste en la demanda de la presentación con vida de los 42 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa Guerrero y castigo a los autores materiales e intelectuales de estos hechos, abrogación de la mal llamada  “Reforma Educativa” y alto a las reformas estructurales que laceran los derechos del pueblo de México y la soberanía nacional.