CHILPANCINGO DE LOS BRAVO, Gro., 29 de noviembre de 2013.- En los últimos cinco años, la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos en Guerrero (Coddehum) recibió 26 solicitudes de medidas cautelares para dirigentes y organizaciones sociales, informó el visitador general, Hipólito Lugo Cortés.

Puntualizó que en ese lapso, la Coddehum realizó un aproximado de 50 emisiones de medidas cautelares, de las cuales 26 eran para luchadores, dirigentes y organizaciones sociales.

Detalló que esos 26 casos dieron lugar a 18 expedientes de queja, de los cuales se emitieron seis recomendaciones a las autoridades del gobierno de Guerrero.

“Hablar cuestiones del contexto actual en el estado de Guerrero, es hablar de una situación muy compleja que en siete u ocho años a la fecha se ha venido agudizando, sobre todo por la cuestión de la inseguridad”, expresó.

El visitador general de la Coddehum lamentó que hay al menos cuatro casos en que luchadores sociales han sido asesinados, a pesar de contar con medidas cautelares.

Entre ellos, puntualizó los casos de Juventina Villa, Rocío Mesino, Manuel Ponce Rosas y Raúl Lucas Lucía.

De acuerdo a Hipólito Lugo Cortés, esta situación demuestra que hay un fallo generalizado en el sistema de seguridad y las políticas públicas.