CHILAPA, Gro., 10 de  julio de 2014.- Alrededor de las once de la mañana, sobre la avenida Insurgentes y Constitución de la cabecera municipal de Chilapa de Álvarez, se registró un nuevo enfrentamiento armado.

    Los comercios y el ayuntamiento de inmediato cerraron sus puertas; la población que caminaba por el lugar corrió a refugiarse en los establecimientos.

La ciudad está totalmente paralizada por la violencia ligada a crimen organizado, pues grupos delincuenciales se disputan la plaza de este municipio enclavado en la Montaña baja de Guerrero. Por las calles únicamente se ven pasar vehículos militares artillados y de las fuerzas especiales de Seguridad Pública estatal.

    En algunos puntos de la cabecera municipal hay filtros de revisión por parte de las fuerzas especiales, quienes localizaron una camioneta de modelo reciente y polarizada, abandonada en medio de una de las principales avenidas de la ciudad.

En las entradas a la ciudad de Chilapa se encuentran campamentos militares, en donde también realizan revisión a vehículos sospechosos.

    Lee la nota completa aquí: http://bit.ly/1qogeP3