ACAPULCO, Gro., 26 de agosto de 2014.- Cuando entre en vigor la ley de Bienestar Animal en Guerrero, los caballos que brindan el servicio de calandrias en Acapulco serán enviados a centros de equinoterapia y reservas ecológicas para que sean utilizados únicamente para montar, sin que sufran maltrato.

Lo anterior fue informado por el titular de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales de Guerrero (Semaren), Tulio Estrada Apátiga, quien detalló que se busca la viabilidad de que los caballos sean trasladados a un lugar digno y dejen de ser utilizados en Acapulco, ya que los estresa.

Por lo que abundó que los caballos serán enviados a los centros de equinoterapia a fin de que sean utilizados en las terapias de niños con problemas motrices o con alguna discapacidad, según señala El Universal.

También a las reservas ecológicas de la Semaren, a fin de que sean montados por las personas que acuden a esos lugares sin que sean maltratados.