CHILPACINGO, Gro., 13 de octubre de 2014.- Luego de realizar quemas y forcejear con antimotines del Estado; maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG) abandonaron las instalaciones del Congreso del Estado y se dirigieron a la delegación de la PGR donde se instalaron pacíficamente.

Los docentes se retiraron del edificio legislativo antes de las 13:30 sin poder adentrarse a la sala de sesiones y las oficinas de los diputados. Se dirigieron a la Procuraduría General de la República donde colocaron mantas y pancartas en las rejas de acceso. Ahí no causaron destrozos pero se mantienen rodeando el edificio.

Las mantas que colocaron llevan plasmados mensajes en exigencia de justicia por el crimen del que fueron víctimas tres normalistas de Ayotzinapa en Iguala, así como la presentación con vida de 43 desaparecidos.

En tanto, Palacio de Gobierno continúa tomado por estudiantes de Ayotzinapa. Hasta ahí llegó a las 14:00 horas el presidente de la Comisión en Defensa de los Derechos Humanos (Coddehum) de Guerrero, Ramón Navarrete Magdaleno.

El ombudsman busca persuadir a los normalistas para que dejen salir a los trabajadores del gobierno del Estado. En este momento se desarrolla el diálogo sin la participación de algún representante del gobernador Ángel Aguirre Rivero.