MÉXICO, DF, 25 de enero de 2015.- Peritos argentinos encargados de investigar los restos óseos encontrados en el tiradero de Cocula, aseguraron que no existen evidencias suficientes para concluir, como afirma el gobierno, que los normalistas de Ayotzinapa, fueron calcinados en este lugar, informa Milenio.

A cuatro meses de la desaparición de los 43 estudiantes normalistas en Iguala, el Equipo Argentino de Antropólogos Forenses (EAAF) explicó que todavía no hay “evidencias suficientes” para vincular los restos calcinados con los estudiantes.

Los argentinos, los únicos peritos independientes autorizados a trabajar en los mismos lugares y con las mismas evidencias que la PGR, confirmaron la identificación de Mora pero al ser consultados recordaron, como dijeron en su comunicado del 7 de diciembre, que la evidencia que une el basurero con los restos encontrados en el río “es esencialmente testimonial” y, por tanto, no ofrece la necesaria “certidumbre científica”.

Este grupo sigue trabajando en las labores de identificación y en las evidencias extraídas del basurero para intentar dar respuestas científicas a las familias sobre el destino de sus hijos.

Con información de Milenio