CHILPANCINGO, Gro., 5 de diciembre de 2013.- El dirigente de la Asamblea Popular de los Pueblos de Guerrero (APPG), Nicolás Chávez Adame reconoció que no existen posibilidades de que regresen a Guerrero los policías comunitarios detenidos presos en penales federales en Nayarit y Oaxaca.

Informó que en una reunión que la APPG sostuvo con el procurador de Justicia del estado, Iñaki Blanco Cabrera, le solicitaron que regrese a Guerrero a los policías comunitarios presos en penales federales de Nayarit y Oaxaca, para que enfrenten los procesos judiciales en sus lugares de origen.

De acuerdo a la explicación que les brindó el procurador, si bien, inicialmente las indagatorias iniciaron por causas del fuero común, al paso de los días se fortalecieron querellas del fuero federal y ya están en ese ámbito, de ahí que la PGJ no pueda comprometerse a garantizar su regreso.

En el caso de la APPG, se indicó que hay por lo menos 17 causas penales abiertas en contra de sus dirigentes y que estas pueden ejecutarse en cualquier momento, situación que se acordó revisar para evitar más detenciones de activistas.