TLAPA, Gro., 3 de diciembre de 2013.- La Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG) se declaró en contra de la Reforma Energética porque no ha existido una consulta popular, y no hay una respuesta formal a su propuesta de una tarifa cero para pueblos marginados, ni tampoco observan que conlleve beneficios para los pobres.

Félix Ramírez Sierra, representante de la organización en Tlacoapa señaló durante una  entrevista a representantes de nueve municipios que acudieron a una reunión con la CFE, que la reforma no se ha expuesto a los pueblos.

Indicó que existe por parte de la UPOEG una propuesta que ya fue entregada al Congreso Federal, para el establecimiento de una tarifa cero para los pueblos indígenas y comunidades marginadas en las que existe bajo índice de desarrollo humano de todo el país la cual no se ha tomado en cuenta para la reforma.

“Supimos que 25 diputados la ratificaron pero no sabemos si entró o no en la reforma energética”, completó Claudio Ortega Mendoza, dirigente de la UPOEG en la Montaña, respecto a la idea que permitiría a poblaciones marginadas frenar los altos cobros de luz de la paraestatal.

Ortega Mendoza reveló que la UPOEG lanza un llamado a la consulta popular, “queremos que los indígenas opinen, no se nos ha consultado y los políticos tienen obligación en ese sentido, los diputados, el propio gobernador, los senadores Ríos Píter, Sofío Ramírez, René Juárez, tienen que consultar a todo el estado sus decisiones porque en ese sentido va encaminado el voto en una sociedad democrática”, dijo.

Después el dirigente reviró, y declaró que no están del todo en contra de la reforma, porque le dan el beneficio de la duda, pero quieren que aterricen la información, para que no vayan a entregar los recursos como lo hicieron con Telmex, cuyas ganancias  ahora van destinadas solo a un dueño, que es de los hombres más ricos del mundo.

“Lo que vemos es que solo se trabajó para buscar incrementar el beneficio de la explotación empresarial más que lo colectivo privilegiando a la cúpula de ricos ante lo cual estamos en contra”, reprochó Ramírez Sierra.

Ortega Mendoza renegó de que se emitan comerciales en los que se habla de la reducción del precio del gas hasta 400 pesos, porque eso quizá beneficie a la clase media o acomodada, pero para un campesino no representa un apoyo efectivo, concluyó.