IGUALA, Gro., 8 de octubre de 2014.- Desde la comunidad de Pueblo Viejo, en el candente municipio guerrerense de Iguala, parte en estos momentos la caravana de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG) en busca de los jóvenes normalistas que se encuentran desaparecidos.
En aproximadamente 25 modestas camionetas, una docena de autos particulres y 10 combis identificadas con pintas en los parabrisas, parten varios cientos de guardias comunitarios totalmente desarmados a investigar el paradero de los estudiantes desaparecidos de la escuela Normal Rural de Ayotzinapa que han conmovido al mundo.
Los comunitarios acceden en estos momentos a Cerro gordo, en las inmediaciones donde se encontraron las fosas clandestinas, a fin de evitar los retenes militares y de las fuerzas federales ubicados en la parte frontal.
Uno de los comunitarios está ingresando en un ojo de agua, a fin de encontrar alguna pista que ayude a localizar a los jóvenes desaparecidos.
Mientras, el gobierno federal, en la voz del procurador General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam, investiga a “todos los involucrados”.