ACAPULCO, Gro., 16 de junio de 2018.- Dada la proximidad de la tormenta tropical Carlotta a la franja costera del estado, autoridades de Protección Civil de los gobiernos federal y estatal, esta noche elevaron a roja la alerta preventiva del Sistema de Alerta Temprana para Ciclones Tropicales (CIAT-CT) en 18 municipios del estado.

Se informó en un boletín que, de acuerdo con el reporte meteorológico de las 20:00 horas, el centro de la tormenta tropical Carlotta se localiza muy próximo a las costas de Guerrero, por lo que se prevé que sus bandas nubosas ocasionen lluvias intensas con puntuales torrenciales en las regiones Costa Chica, Acapulco y Costa Grande, Centro y Montaña.

Ante la cercanía del ciclón se activó alerta roja en los municipios Ometepec, Tlacoachistlahuaca, Xochistlahuaca, Cuajinicuilapa, Igualapa, Azoyú, Juchitán, Marquelia, Copala, Florencio Villarreal, Cuautepec, Ayutla, San Luis Acatlán, Tecoanapa, Coyuca de Benítez, Benito Juárez, Tecpan y Acapulco.

La alerta naranja se mantiene para el resto de los municipios de la region Costa Grande.

Este sistema meteorológico se localiza a 100 kilómetros al oeste-noroeste de Punta Maldonado., y a 60 kilómetros al sureste de Acapulco, Guerrero, con vientos sostenidos de 95 kilómetros por hora y rachas de 110, y una trayectoria hacia el noroeste a nueve kilómetros por hora.

La Secretaría de Protección Civil Guerrero, en coordinación con autoridades federales y gobierno municipales, mantiene vigilancia permanente desde Acapulco hasta laguna de Chacahua, Oaxaca.

Las lluvias que se esperan para las próximas horas pueden estar acompañadas de actividad eléctrica, rachas de viento y la caída de granizo en las partes altas, también se mantendrá el alto oleaje de hasta cuatro metros de altura.

La dependencia estatal recomienda a la población y a las autoridades municipales, extremar precauciones en zonas consideradas como de alto riesgos, mantenerse informados de las condiciones climatológicas y no hacer caso a falsos rumores.

Alejarse de zonas de inundación, de los márgenes de ríos, lagunas y presas, así como laderas inestables propensas a deslaves o derrumbes.

Mantener vigilancia en escurrimientos que pudieran presentarse en zonas bajas, y tener precaución con el riesgo de caída de árboles, espectaculares y tendido eléctrico.

Por último, reportar cualquier incidencia al número de emergencias 911.