ACAPULCO, Gro., 23 de noviembre de 2016.- El gobierno del estado acordó con viudas y sobrevivientes la reparación del daño y dar solución a la problemática, a más de 21 años de la masacre de Aguas Blancas.

En las instalaciones de Protur, el secretario de Gobierno, Florencio Salazar Adame escuchó y revisó caso por caso la situación de los familiares y sobrevivientes de la matanza, con el objetivo de conocer a detalle y dar solución a los mismos, como es interés del gobernador Héctor Astudillo Flores.

Con la presencia de las viudas, la abogada Wendy Achely García, responsable de llevar este asunto jurídicamente y el asesor Jorge Alberto Rosales Diaz se logró un acuerdo y quedó resuelta la situación, para la cual el próximo 15 de diciembre se firmará el convenio de reparación de daño con Astudillo Flores.

A la reunión asistieron el subsecretario de Gobierno para Asuntos Jurídicos y Derechos Humanos, David Augusto Sotelo Rosas, y la directora General de Seguimiento, Control y Evaluación de Asuntos de Derechos Humanos de la Secretaría General de Gobierno, Rigoberta Román Orea.

El 28 de junio de 1995 en el vado de Aguas Blancas en el municipio de Coyuca de Benítez fueron asesinados 17 campesinos, durante la administración del gobernador priísta Rubén Figueroa Alcocer.