CHILPANCINGO, Gro., 25 de octubre de 2016.- El líder de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), Bruno Plácido Valerio aseguró que sus policías comunitarios ya se organizan para romper el cerco que mantienen policías del Frente Unido por la Seguridad y Desarrollo del Estado de Guerrero (FUSDEG) en Tlayolapa, municipio de Juan R. Escudero, donde la madrugada de ayer se registró un enfrentamiento que dejó al menos seis muertos.

En conferencia de prensa en Chilpancingo, dijo que seis de sus compañeros murieron y siete más quedaron heridos, uno los cuales quedó en el pueblo de Tlayolapa, por lo que dijo que también por ese motivo ingresarán al pueblo.

Plácido Valerio señaló que para él no se trató de un enfrentamiento sino de una emboscada a la UPOEG, pero que los medios “satanizan” los hechos.

Indicó que el presidente municipal de Chilpancingo, el priista Marco Antonio Leyva Mena, y el de Juan R. Escudero, el perredista Leonel Leyva Muñoz, son los principales responsables de todo lo que está pasando, ya que han sido rebasados por las circunstancias.

Mencionó que desde la semana pasada, sus policías comunitarios comenzaron a realizar filtros de seguridad en Villa Guerrero, Tlayolapa, Buena Vista y El Ocotito porque tenían reportes ciudadanos de que hombres armados habían ingresado a esos pueblos, en complacencia del FUSDEG.

Por último, afirmó que la UPOEG está en la mejor disposición de diálogo y que ellos no emboscan porque su única intención es vigilar por el bien de la ciudadanía.