CIUDAD DE MÉXICO, 20 de enero de 2019.- El 2019 será el año para la recuperación y renovación del PRI; debemos de pasar de ser  un partido rígido a uno de ciudadanos y horizontal, que abraza las causas sociales.

Por eso seremos una oposición  inflexible, pero no intransigente, afirmó Claudia Ruiz Massieu.

De acuerdo con un comunicado, al acudir a la capital de Yucatán, para tomar la protesta al nuevo Consejo Político Estatal del PRI, la presidenta del CEN subrayó la importancia de “aprender a ser la oposición que reclama el momento; como gobierno, acompañar a los priístas en funciones para que den resultado y estén cercanos a la gente”.

Y como oposición, resaltó defender el sistema federal, la soberanía, los derechos y las libertades de los mexicanos, así como exigir, a los gobiernos en cualquier nivel, resultados respeto y rendición de cuentas, sin cacería de brujas o para hacer cortinas de humo.

La también senadora, manifestó a la militancia yucateca -entre los que se encontraban ex gobernadores y ex presidentes municipales, así como alcaldes y representantes de todos los sectores y organismos adherentes-: “estamos poniendo al partido al día para que tenga futuro”.

“El PRI se renueva mediante una mayor democracia interna, que busca acuerdos en su interior y no le teme a la democracia”, enfatizó Ruiz Massieu, en una Casa del Pueblo pletórica, con más de mil 300 militantes.

Más información aquí.