CHILPANCINGO, Gro., 4 de abril de 2019.- El Pleno del Congreso aprobó por mayoría una reforma al artículo 82 de la Constitución local en torno a las remuneraciones de los servidores públicos, la cual estaría por encima de la ley que le fue aprobada al diputado con licencia Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros.

El dictamen que presentó al Pleno el presidente de la Comisión de Estudios Constitucionales, Bernardo Ortega Jiménez, indica que el gobernador del estado recibirá una remuneración digna y adecuada, acorde a la naturaleza de su cargo, la cual no podrá ser mayor a la establecida para el presidente de la República.

Sin embargo, también establece que “la remuneración podrá ser aumentada justificadamente, y no podrá disminuirse durante el período para el que fue electo”, lo cual no contraviene con lo dispuesto en ese mismo precepto.

Lo anterior, provocó inconformidades que llevaron a la presidenta de la Mesa Directiva, Verónica Muñoz Parra, a ordenar un receso para llegar a acuerdos, sin embargo tras diálogos entre partidos se aprobó el dictamen por mayoría.

No obstante, el diputado promovente, Marco Antonio Cabada Arias, adelantó que en próximas sesiones impulsará una nueva reforma, pues la idea es que nadie gane más que el presidente.

De la iniciativa que le fue aprobada a Pablo Amílcar Sandoval, dijo que era una Ley de Remuneraciones que nunca tuvo fundamento legal y la de él es reforma constitucional.