CHILPANCINGO, Gro. 8 de diciembre de 2014.- Este fin de semana, Ricardo Moreno Arcos (a la derecha en la imagen), quien fungió como subdelegado de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y es ni más ni menos que el hermano del alcalde capitalino, Mario Moreno Arcos (a la izquierda en la imagen), fue lesionado en un supuesto intento de asalto ocurrido a plena luz del día en una de las calles del primer cuadro de la ciudad.

 

Tal y como reportan Notimundo y el Sur de Acapulco, fue alrededor de las 2 de la tarde de este sábado, Ricardo Moreno Arcos descendió de su carro estacionado en la calle Galo Soberón y Parra, cerca de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, donde fue abordado por un sujeto que según la versión del alcalde iba armado e intentó asaltar a su hermano.

 

A las 5:30 de la tarde el alcalde salió acompañado por su madre del hospital privado Sur, donde fue atendido su hermano; en el lugar informó que ante el ataque Ricardo Moreno optó por defenderse, resultando con una luxación en el dedo anular de la mano izquierda.

 

Moreno Arcos culpó a los maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (CETEG), quienes mantienen el plantón en el zócalo capitalino, pues afirmó que debido a la toma del zócalo los efectivos policiales no pueden actuar.

 

“Ha habido una incidencia en cuanto a este tipo de delitos, el tema de que tengamos el zócalo tomado, es muy fácil que cualquiera haga un asalto y que se meta ahí y ni modo que te metas ahí para tratar de buscar a alguien, y que también las unidades poco pueden circular por ahí por el riesgo de que se las quiten”, explicó al reiterar Reiteró que cualquier asaltante que actúe en el primer cuadro de la ciudad, puede hacerlo con facilidad, ya que se mete en esa zona donde tienen poca posibilidad de moverse.

 

 

Leer más en el Sur de Acapulco y Notimundo