ACAPULCO, Gro., 18 de noviembre de 2018.- La presencia de un cocodrilo de unos 2.5 metros nadando en el mar asustó a bañistas, quienes salieron del agua por miedo a sufrir un ataque en la playa de Puerto Marqués, en este destino.

Turistas y locales que disfrutaban del sol y la playa, solicitaron al número de emergencias 911 el apoyo de bomberos tras el hallazgo. Al llegar, prestadores de servicios turísticos ya habían ingresado al mar para su captura, por lo cual los apoyaron para retirarlo del mar.

Después de la captura del reptil, los bomberos se lo llevaron a una camioneta, y minutos más tarde lo entregaron a la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), para regresarlo a su hábitat natural.

Hasta el momento no se reportan lesionados.