CHILPANCINGO, Gro., 18 de septiembre de 2019.- El Ayuntamiento de Chilpancingo que encabeza el perredista Antonio Gaspar Beltrán, informó que los bonos que reclaman trabajadores sindicalizados son ilegales, y acusó que ha perdido 20 millones de pesos por sus frecuentes bloqueos.

Esta mañana, los trabajadores tomaron las instalaciones del Ayuntamiento y posteriormente bloquearon una hora la avenida Ignacio Ramírez, para exigir el bono del servidor público, entre otras prestaciones.

En respuesta, el Ayuntamiento emitió un comunicado dirigido a la base trabajadora y a la sociedad de Chilpancingo, en el que informó que el bono se ha otorgado por usos y costumbres, como logros entre administraciones pasadas y sindicatos.

Matizó que no obstante la actual administración encontró la disposición para poder subsidiar el beneficio de los trabajadores.

Argumentó que la actual administración atraviesa por una situación económica difícil y para pagar la nómina se deben utilizar los ingresos propios, y los constantes bloqueos han provocado la pérdida de 20 millones de pesos.

“Al llevar a cabo la toma de edificios y otras oficinas hace que la recaudación disminuya de manera muy considerable, afectando la operatividad del Ayuntamiento para afrontar puntualmente estos gastos. Por ello y ante estos señalamientos exhortamos a la base trabajadora a trabajar en unión y dar paso al diálogo, a no afectar más la economía del municipio, de sus trabajadores y de los chilpancingueños”.