CIUDAD DE MÉXICO, 30 de abril de 2019.- Ciudad de México es casi exclusiva para los adultos. Al menos así lo indican las cifras del Consejo Nacional de Población (Conapo) que señalan que sólo 14 de cada 100 personas son niños.

Y es que la entidad federativa con menor porcentaje de personas de 0 a 11 años de edad es Ciudad de México con 14.5 por ciento del total de su población, y por el contrario la que mayor porcentaje tiene es Chiapas, con 26.3 por ciento.

De acuerdo con el boletín 088/2019 de la Conapo, en el marco de la conmemoración del 30 de abril, fecha dedicada a reconocer la valía de niñas, niños y adolescentes, como presente y futuro del país, el Conapo precisa algunos datos alrededor de este del grupo poblacional en el país.

Acorde a las Proyecciones de la población de México y de las entidades federativas 2016-2050 de la Secretaría General del Conapo, la población infantil en el país ha disminuido, lo que muestra los efectos de la transición demográfica, es decir, el cambio de la dinámica de la población pasando de un escenario con tasas de natalidad y mortalidad altas a otro donde ambas son bajas.

En el país, en 2019, residen 126 millones 577 mil 691 habitantes, de los cuales los niños y las niñas de 0 a 17 años, representan 31.4 por ciento, de los cuales 50.9 por ciento son hombres y 49.1 por ciento, mujeres.

La proporción de niños y niñas de 0 a 11 años en 2019 representa el 20.9 por ciento, de la cual 49.6 por ciento son población menor de cinco años y 50.4 por ciento tienen entre 6 y 11 años. Se prevé que la población de niños y niñas menores de 12 años siga descendiendo en el país, llegando en 2030 a representar 17.8 por ciento y para 2050 solo 14.2 por ciento.

El 30 de abril es una fecha también para reflexionar y contribuir a la erradicación de todo tipo de violencia hacia la niñez, en particular la relacionada con el embarazo infantil.

La fecundidad en niñas y adolescentes de 10 a 19 años en México es un problema multifactorial que tiene implicaciones para la salud, la asistencia escolar y el desarrollo en general de las mujeres.

En el caso de las niñas y adolescentes de 10 a 14 años constituye una violación aún más grave a sus derechos, ya que está relacionada con el abuso y la violencia sexual, por lo que el Gobierno de México continúa con la Estrategia Nacional para la Prevención del Embarazo en Adolescentes (ENAPEA) para atender estas problemáticas.

En este año las adolescentes (15 a 19 años) se ubican como el cuarto grupo de mujeres que más contribuye a la fecundidad, con una tasa de 69.5 hijos o hijas por cada mil adolescentes.

Además, estimaciones de la Secretaría General del Conapo, con base en estadísticas vitales, señalan que en 2016 la tasa de fecundidad de las niñas y adolescentes de 10 a 14 años fue de 2.15 nacimientos por cada mil.

Más información aquí.