CHILPANCINGO, Gro., 29 de marzo de 2016.- Una vez más vecinos de la capital de Guerrero salieron a protestar por falta de agua. Esta vez fueron habitantes de la colonia Viguri, que llevan más de tres semanas sin el servicio.

Alejandro López Pacheco, presidente del comité de la colonia, denunció que pese a no contar con el servicio de agua, la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (CAPCH) les ha aumentado la tarifa de pago, de 65 pesos al mes ahora les quieren cobrar 460.

Los vecinos llegaron a las instalaciones de la CAPACH para cerrar los accesos y denunciar que sólo reciben agua una vez al mes durante 20 minutos.

En abril del 2012, el entonces coordinador de campaña de Enrique Peña Nieto en Guerrero, Héctor Astudillo Flores declaró que en Chilpancingo se resolvería  el problema del agua con la llegada del ahora presidente de México al poder. El ahora gobernador argumentó en diversas ocasiones que se necesita una inversión de 600 millones de pesos para resolver el desabasto de agua.

Incluso el 14 de abril del 2012, cuando Peña Nieto era candidato del PRI a la presidencia de la República, se comprometió a incrementar el abasto de agua potable en Chilpancingo, promesa que firmó ante un notario público.