ACAPULCO, Gro., 16 de julio de 2018.- La Procuraduría General de la República (PGR) citó a comparecer al reportero Jorge Octavio Vargas Sandoval, en calidad de testigo en una denuncia en contra de indígenas ñuu savi (mixtecos) que bloquearon la carretera federal de la Costa Chicha el pasado 18 de diciembre de 2017 en el municipio de Igualapa.

Vargas Sandoval es reportero de larga trayectoria en la ciudad de Ometepec y colabora para distintos medios de comunicación, entre ellos la Agencia de Noticias Quadratín Guerrero, con información que se genera en esa ciudad y en la región Costa Chica del estado.

El periodista fue citado mediante un oficio enviado por correo electrónico enviado a esta Redacción desde una dirección oficial, donde sólo se pidió la comparecencia del reportero en la Subdelegación de la PGR en Acapulco para las 12:30 horas de este lunes, bajo la advertencia de que el director de Quadratín Guerrero, Ricardo Castillo Díaz sería multado en caso de que no se presentara el colaborador externo de la agencia de noticias.

Ya en las instalaciones de la dependencia, Vargas Sandoval fue informado por una agente del Ministerio Público Federal que su comparecencia sería en calidad de testigo de la denuncia por dicho bloqueo.

El reportero llegó a las instalaciones de la PGR a las 12:15 horas acompañado del director de Quadratín Guerrero y salió de comparecer a las 13:55 horas.

En entrevista, Vargas Sandoval expresó su molestia por haber sido citado a declarar como testigo de un caso sin su consentimiento previo.

Asimismo subrayó que sólo reconoció que la nota y las fotografías del bloqueo publicadas en Quadratín Guerrero sí son de su autoría, pero que no tenía más datos que aportar a lo ya publicado y que no acusaría a nadie.

Por su parte, Ricardo Castillo Díaz dio su respaldo al colaborador externo de Quadratín Guerrero, deslindó a la agencia de noticias de esta denuncia y dijo que el reportero ni siquiera sabe quiénes son los acusados.

Castillo Díaz condenó la práctica de llamar a los periodistas como testigos, porque sólo evidencia la nula investigación por parte del Ministerio Público.

“En lugar de investigar, el MP acude al recurso fácil de usar al periodista que hizo la nota de los hechos como un testigo que señale a un imputado, que en este caso nadie nos ha dicho quién es o quiénes son, pero es evidente que los acusados son algunos de los indígenas mixtecos que bloquearon una carretera para demandar la construcción de caminos”, afirmó.

El 18 de diciembre de 2017, unos 100 indígenas ñuu savi de comunidades pertenecientes a los municipios de Igualapa, Ometepec, Tlacoachistlahuaca y Cochoapa El Grande, bloquearon durante varias horas la carretera federal Acapulco-Pinotepa Nacional para exigir la construcción de caminos que comunique la región Costa Chica con la región de La Montaña.