MORELIA, Mich., 14 de agosto de 2018.- El cardenal Alberto Suárez Inda señaló que las omisiones de la autoridad en materia de justicia se configuran causa y consecuencia de la dinámica de corrupción que propicia la compra de jueces y la presentación de chivos expiatorios, con lo que se alimenta la impunidad en México.

Entrevistado en el marco del Foro para la Pacificación del País, llevado a cabo en la sede de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH), el prelado mencionó que el aparato de gobierno  ha estado lejos de cumplir la justicia de manera equitativa, ya que las leyes están hechas de tal modo que es fácil comprar a los jueces y evadir la justicia.

“Hay otros pobres que están sumidos porque no tienen quién los defienda, son chivos expiatorios, pero esto desgraciadamente es parte de la corrupción humana que tenemos que trabajar juntos para extirpar; en la Iglesia hemos sufrido el asesinato de algunos sacerdotes y hemos sufrido acoso, somos parte de la realidad nacional”, comentó.

En su opinión, todos, en la medida en que no cumplimos con nuestros deberes somos corresponsables de la injusticia; al referirse a los victimarios, pidió que escuchen la voz de la sociedad que les pide compasión, dijo, y respeto por la vida.

Más información aquí.