ACAPULCO, Gro., 26 de diciembre de 2018.- La alcaldesa Adela Román Ocampo lamentó el ataque armado en el fraccionamiento Arboledas, en la colonia Vacacional, donde un menor de un año de edad perdió la vida, dijo que son hechos que “duelen y lastiman”, pero defendió que, a pesar de los hechos la delincuencia y violencia en el puerto ha disminuido.

“Siempre será lamentable, no obstante que estamos haciendo un gran esfuerzo, redoblando esfuerzos en materia de seguridad, tenemos gente por todos lados que nos dicen qué bueno que están llegando hasta la parte alta de la Zapata, qué bueno qué andan en Renacimiento y en todos lados, eso ha logrado inhibir la delincuencia y la violencia”, afirmó.

En entrevista después de inaugurar un centro de salud en la comunidad de Metlapil, la alcaldesa dijo que por el poco tiempo que tienen al frente del gobierno municipal, no puede desterrar en su totalidad la violencia e inseguridad, pero confió que la seguridad ira mejorando día con día.

Respecto al retraso en el pago de aguinaldos a los trabajadores del Ayuntamiento, Román Ocampo argumentó que se debe a que el préstamo que pidieron por una línea de crédito que le fue autorizado por cabildo, fue menor a lo acordado, llegó retrasado, pero este miércoles quedaba cubierto dicha prestación.

“Se consiguió el préstamo, pero llegó un poco retrasado, antier nos estaba cayendo el dinero muy tarde, se atravesó la Navidad y hoy temprano se estará terminando de pagar a todos, aunque se les dio la mitad del aguinaldo el día lunes, absolutamente a todos se les pagará”, comentó.

Por otra parte, sobre los retenes y despliegues que han implementado policías comunitarios de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG) en estas vacaciones decembrinas, la alcaldesa reiteró que en donde estén trabajando correctamente pueden brindar seguridad a sus pobladores, sin embargo, en lugares donde comenten excesos, debe intervenir el gobierno del estado.

La presidenta municipal también denunció que en la Dirección de Salud Municipal hay más personal administrativo que doctores y enfermeras, lo cual ha provocado que varios centros de salud estén sin operar al 100 por ciento.

“Es algo tan absurdo que en la dirección de Salud tenemos más operativos que médicos y enfermeras”, concluyó.