ACAPULCO, Gro., 3 de julio de 2019.- Derechohabientes del ISSSTE se quejaron de la falta de atención, mal trato y engaños de los empleados de la clínica de Medicina Familiar ubicada en la avenida Solidaridad del puerto, pues siguen haciendo citas y no les avisan que están en paro desde hace tres días.

En un recorrido, Quadratín Guerrero constató que la clínica sigue cerrada, con personal de guardia adentro, quienes no se acercan a brindar información ni a atender a los pacientes que acuden a sus citas o por medicamentos.

Incluso se puso observar que adultos mayores tocaron las puertas para pedir una explicación de lo que sucedía, así como para ver la reprogramación de las citas, pero los trabajadores los ignoraron, dándoles la espalda para platicar entre ellos.

Teresa López Flores, vecina de Llano Largo, indicó que el martes agendó una cita por teléfono y se la dieron de un día para el otro, pero al llegar a la clínica descubrió que fue un engaño del personal, porque el lugar está cerrado y sin dar servicio.

“Soy diabética, hipertensa, vengo a recoger mi medicamento del mes, cómo le voy hacer, ni siquiera nos informan ni nada, aunque sea para saber, qué hacemos, a dónde vamos, a dónde nos dirigimos porque ninguna información tenemos, eso no está bien, en ningún momento nos comentaron que estaba cerrado porque estaba en paro”, reclamó, y criticó que la hicieron ir “en balde” y gastar dinero en transporte.

Quadratín Guerrero informó que trabajadores de la clínica tomaron las instalaciones desde el lunes, en protesta por la falta de material y porque desde el 14 de febrero no les han dado una respuesta a sus peticiones.