CIUDAD DE MÉXICO, 29 de mayo de 2019.- Alejandro Rojas Díaz-Durán, consejero de Morena, señaló que la sanción que el partido puso en su contra, viola su libertad de expresión, pero sobre todo representa la imposición de una dictadura al interior.

Díaz-Durán, destacó en una conferencia de prensa realizada este miércoles, que impugnará ante los órganos internos de Morena, tribunales locales y federales e incluso internacionales en caso de ser necesario, la determinación que le impusieron, ya que él es inocente.

Detalló que la decisión de Morena viola su derecho de libre expresión, ya que sus declaraciones jamás atentaron contra los principios del partido, debido a que todo fue relacionado a los hechos que ya eran públicos, a la par de que jamás ha violado los estatutos de la institución.

Quadratín México.