CHILPANCINGO, Gro., 13 de febrero de 2019.- Directoras y responsables de estancias infantiles de distintos municipios de Guerrero llamaron a diputados de la 62 Legislatura a alzar la voz contra la presunta cancelación del programa de guarderías, pues consideraron que con ello se violentan los derechos de los niños.

Las inconformes se reunieron con diputados del PRD, PRI, Movimiento Ciudadano, PVEM y del PAN, ante quienes se quejaron y pidieron su intervención. A pesar de ser mayoría, en la reunión sólo estuvo presente el diputado de Morena, Adalid Pérez Galeana.

Xitlali Miranda Mayo de Iguala reprochó la actitud del presidente Andrés Manuel López Obrador por denigrar su trabajo después de 12 años de desempeñarlo, y de la bancada de Morena en el Congreso de Guerrero por no decir nada a favor del pueblo, por lo cual llamó al resto de los legisladores a hacer un frente común pues no es cuestión de partidos, sino un crimen contra los niños.

Dijo que no es posible que López Obrador, crea saber todo a tres meses de gestión, y que tampoco el Congreso de Guerrero no levante la voz. Expresó que ya no exigen que les paguen enero y febrero, sino que publiquen las reglas de operación de manera legal.

Ángeles Nogueda de Zihuatanejo aseveró que no son fantasmas como los han calumniado, e incluso han ayudado a niños a salir de problemas intrafamiliares y de abusos sexuales, por lo que dijo que si son cuidados por familiares, aunque lo harán con amor, no será con las condiciones de seguridad, ni capacitación como en las guarderías.

Flor Miranda de Chilpancingo pidió a Morena que recuerde que si están en ese lugar es porque votaron por ellos, y al cerrar guarderías no sólo afectan a sus responsables sino a quienes trabajan en éstas, en su caso, sostuvo, son siete mujeres.

Puntualizó que se debe pensar en los niños, ya que consideró que podrían incrementar los abusos en su contra. “Piensen en el número de niños violados que en cada casa va a haber, quemados”, expresó.

Reprochó que los diputados de Morena Norma Otilia Hernández Martínez y Ricardo Castillo Peña prometieron atenderlas, pero posteriormente no les dieron la cara.

Una responsable de Tixtla, que no dio su nombre, manifestó estar mil veces arrepentida por haber votado por López Obrador quien, afirmó, las ataca por la espalda y no les da la cara.

Subrayó que si están en la lucha es porque no son fantasmas como las han señalado. “Lo quisiera ver de frente para decirle que gracias a mi voto está donde está y por qué de la noche a la mañana me está apuñalando y diciendo que soy ratera”, expresó.

La diputada del PRI y presidenta de la Mesa Directiva Verónica Muñoz Parra indicó a las inconformes que no están solas y que dejar de luchar es como empezar a morir, por lo que no las censurarían y las llamó a continuar con su lucha.