CIUDAD DE MÉXICO, 1 de abril de 2019.- Diario protestan en contra del Gobierno en el Zócalo capitalino, pero este lunes ocurrió una muy particular, ante la desesperación de no obtener una audiencia con el presidente Andrés Manuel López Obrador, un hombre de la tercera edad se crucificó a las inmediaciones de Palacio Nacional.

El hombre de aproximadamente 70 años y quien se identificó como Alejo, ha pasado desde el 31 de enero acampando a las afueras de Palacio Nacional, para solicitar una audiencia con López Obrador.

De acuerdo con su testimonio es para pedirle al primer mandatario una solución a los altos índices de violencia que existe en el estado de Oaxaca y por la cual, señaló, han fallecido familiares y amigos.

Don Alejo, al no obtener respuesta en dos meses, decidió este lunes crucificarse en uno de los postes de luz afuera del máximo recinto gubernamental del país.

Ante esta particular escena alusiva a la Cuaresma, provocó el arribo de los servicios médicos, puesto que presentaba principios de hipotermia, debido a que se encontraba con el pecho descubierto.

La nota aquí.