ACAPULCO, Gro., 8 de noviembre de 2018.- La investigadora del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y del Instituto Internacional de Estudios Políticos (IIEPA), Javiera Donoso Jiménez indicó que en su último estudio a cinco municipios de Guerrero para medir la confianza en las instituciones, se reflejó que “la gente tiene más miedo a un policía que a un delincuente o criminal”.

Durante su participación en el segundo Foro anticorrupción con el tema de La correlación entre la corrupción y la violencia en el Museo Fuerte de San Diego, Donoso Jiménez explicó que el estudio se hizo en Acapulco, Cocula, Chilapa, Chilpancingo y Zihuatanejo de octubre de 2017 a marzo de 2018, y se encuestó a 780 personas.

En el estudio se concluyó que en un rango de uno a 10, los habitantes consideraron a sus policías municipales como los peores calificados en cuanto a la procuración de justicia con 3.2 por ciento de aceptación, y en contraparte, la Marina es la institución en la que más confían con el 6.1 por ciento.

Además, en cuanto a la eficiencia de sus trabajos, una de las sorpresas fue que, los comunitarios o autodefensas tienen la calificación de 5.4 por ciento, las organizaciones de la sociedad civil el 5.3 por ciento, la seguridad privada 5.1 por ciento, mientras que la policía de proximidad el 4.1 por ciento y la más baja calificación fue para la policía preventiva con 3.5 por ciento.

En lo que corresponde a la corrupción, la peor evaluada fue de nueva cuenta la Policía Municipal, seguida por los gobiernos municipales y el Ministerio Público, mientras que la Marina, el Ejército y la Policía Federal, obtuvieron las mejores cifras.

La experta subrayó que uno de los principales objetivos del estudio, el cual se dará a conocer detalladamente en diciembre en un evento entre la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y el gobierno del estado, es para dar a conocer que las autoridades federales y estatales eligieron mal los polígonos del Programa Nacional de Prevención del Delito (Pronapred), así como las colonias más violentas. “Queremos demostrar que el diseño de los polígonos fue equivocado porque todas las colonias de estos cinco municipios tienen y viven en violencia e inseguridad”, expresó

Y abundó que “con estas calificaciones, quiere decir que la gente tiene más miedo a un policía que a un delincuente o criminal, de alguna manera se siente mucho más vulnerable, porque los únicos en procurar justicia para los ciudadanos son los comunitarios, eso nos dice mucho de nuestra situación de vulnerabilidad, por otro lado vemos el grado de corrupción y nos sale en rojo la Policía Municipal”.

Consideró que “a menor corrupción se disminuirá la violencia” y en su defecto aumentaría la confianza de la ciudadanía, por lo cual es importante que las instituciones dejen de ser corruptas, pues permitirá una mejor pacificación del estado, ya que si no se ataca este problema, no habrá solución a la inseguridad.

Por otra parte, la investigadora se dijo sorprendida, pues cuando fue invitada a participar en el foro y por los temas de anticorrupción, creyó que los primeros en estar serían, tanto los regidores y militantes de Morena, porque llevan en todos sus discursos este tema, aunque aseguró que en la práctica, la gente “no lo vamos a ver”.