CIUDAD DE MÉXICO, 26 de septiembre de 2020.- A seis años de la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa, los padres de los jóvenes expresaron su desesperación por no tener los avances suficientes para conocer la verdad sobre lo que ocurrió con sus hijos.

Durante el informe este sábado en Palacio Nacional sobre los avances de las investigaciones, María Martínez Zeferino, madre de Miguel Ángel Hernández Martínez, uno de los 43 estudiantes desaparecidos, reconoció la disposición de la actual administración y al mismo tiempo, pidió no abandonar el caso.

“No hemos dejado de luchar, seguimos caminando porque aún nos faltan nuestros seres queridos en la casa, le pido señor Presidente, que así como se comprometió con nosotros que íbamos a llegar a la verdad. Como madre le pido que sigamos caminando juntos, yo sé que está en la mejor disponibilidad y se le agradece, nos da gusto ver que es más ser humano que los anteriores, pero sí pedirle que apriete un poquito más”, dijo a López Obrador.

“Nosotros queríamos llegar hoy 26 con algo más, entiéndanos, ya seis años y no tenemos nada”, dijo María Martínez Zeferino.

Señaló que a los padres de los jóvenes les dolió que el año pasado varios de los implicados fueron puestos en libertad llevándose información, asimismo, coraje de que haya detenciones pero encerrados no dicen nada sobre la información que tienen.

“Para nosotros como madres es desesperante, y nos da coraje cuando dicen que hacemos actividades fuertes, si por nosotros fuera, destruyéramos todo porque nos faltan nuestros hijos, nos quitaron lo que más queremos, usted como padre nos entiende, póngase un día en nuestro lugar, esto no se le desea a nadie, es horrible”, agregó.

“Nosotros nunca nos imaginamos estar acá, no sabíamos tomar un micrófono, sin embargo por amor a nuestros es que nos hemos enseñado. Hemos tenido que caminar, gritar, exigir y usted fue el ejemplo que luchó varios años para llegar a ser Presidente, pues así también le pido que nos ayude a llegar a nuestra meta.

Lo que estamos exigiendo no es nada material, es nuestro derecho, son nuestros hijos y tenemos el derecho de tenerlos con nosotros. Quiero pedirle que, así como depositamos la confianza en usted, no nos defraude, los mexicanos necesitamos confiar en alguien. Cada día que pasa nos desespera, llega día y noche y no sabemos nada, salimos y regresamos a las casas con las manos vacías.

“Y si no les gusta vernos en las calles, no les gusta que estemos bloqueando, entréguennos lo que queremos y con gusto nos retiramos. Si estamos acá es porque nos pusieron. Dicen que parecemos locos, tal vez sí, locos de dolor señor porque este dolor, ¿dónde lo dejamos?”, expresó.

Al final de su mensaje, María Martínez Zeferino y las demás madres y padres entregaron al Presidente y funcionarios artesanías.

“No es un regalo, es un mensaje para que cuando llegue a su casa se acuerde”, concluyó.

Aquí la nota.