ACAPULCO, Gro., 19 de febrero de 2019.- El promotor de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG), Bruno Plácido Valerio, deslindó a la agrupación de la desaparición de la activista indígena Obtilia Eugenio Manuel y su acompañante Hilario Cornelio Castro, luego de que activistas y organizaciones señalaran que sus policías comunitarios fueron los responsables.

En conferencia de prensa, Plácido Valerio exigió a las autoridades federales y estatales esclarecer el caso de la dirigente de la Organización de los Pueblos Indígenas Me’phaa (OPIM) y que comprueben si la policía comunitaria tuvo alguna participación para que se deje de satanizar a la UPOEG. “Que las autoridades nos manden a llamar a todos los que nos señalan para empezar a clarificar y a ponerle orden a los señalamientos que se hacen”, sostuvo.

Apuntó que se deben investigar los números telefónicos de donde se le hicieron llamadas a la líder indígena para amenazarla de muerte, y en caso de que sí haya intereses de la UPOEG en obra pública en Ayutla, como lo denunció la activista, tiene que ser el Concejo Municipal Comunitario el que informe de esta situación.

Bruno Plácido indicó que no pueden seguir permitiendo que se les llame “narco UPOEG”, que se les señale como responsables en todos los casos de desapariciones ni que se les vincule con todos los grupos armados que surgen en las comunidades.

“Es necesario que lo que empecemos o que lo que digamos o señalemos, lo podamos sustentar ante una autoridad y en lo público, porque no pueden seguir satanizándonos por Facebook o nomás por comentarios de un medio de comunicación y ya agarrarlo como una verdad”, sentenció.