CHILPANCINGO, Gro., 25 de febrero de 2019.- Trabajadores de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado de Chilpancingo (Capach), pertenecientes a la Sección 32 del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (SUSPEG), pararon labores para demandar una audiencia con el alcalde Antonio Gaspar Beltrán, a quien le exigen el pago de prestaciones que les adeudan desde 2016.

Más de 50 empleados protestan afuera de las oficinas ubicadas en la calle 16 de septiembre del barrio de San Mateo, inconformes porque la directora de Capach, Irma Lilia Garzón Bernal, no ha sido capaz de resolver sus peticiones, por lo que cortaron el diálogo con ella y piden atención del Ayuntamiento y el gobierno del estado.

El dirigente sindical David Encinas López informó que la Capach les adeuda el pago mensual de despensas, estímulos económicos del periodo 2016-2018, uniformes y becas para hijos de trabajadores, así como cuotas sindicales y viáticos.