CIUDAD DE MÉXICO, 22 de julio de 2019.- Los ahorros por 128 mil millones de pesos derivados de exenciones fiscales a Pemex y la inversión del Gobierno Federal de 128 mil millones de pesos prevista durante los próximos tres años por la actual administración central representan “el alto grado de apoyo” que recibirá la paraestatal, sin embargo, la estrategia de rescate de la industria petrolera asume riesgos operativos en entornos difíciles; estima resultados a corto plazo con dudas de su sostenibilidad a largo plazo, refiere el reporte de Standard&Poor´s  sobre el Plan de Negocios Pemex.

La evaluación al reciente Plan de Negocios de Pemex por parte de la institución calificadora señala, que no existen variaciones en torno a lo que ha referido la actual administración de México en su política energética.

Sin embargo, Standard&Poor´s advirtió que Pemex regresa a modelos que incrementan su exposición a riesgos operativos y los vinculados a la industria petrolera, además de que la factibilidad de éxito del Plan de negocios se basa en una serie de supuestos “optimistas” que dejan poco margen de maniobra ante escenarios adversos.