CIUDAD DE MÉXICO, 30 de octubre de 2018.- Alfonso Romo próximo jefe de la oficina de la Presidencia de la República, anunció que formarán una comisión para verificar las implicaciones económicas y tranquilizar a los contratistas e inversionistas financieros ante el cambio de proyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) que decidió cancelarse en Texcoco y se edificará en la Base Aérea de Santa Lucía.

A su salida de la casa de transición la tarde de este martes, Alfonso Romo especificó que a pesar de que no existe un distanciamiento o rompimiento con los empresarios, el presidente electo Andrés Manuel López Obrador le solicitó crear una comisión con Javier Jiménez Espriú y Carlos Urzúa, para reunirse con los inversionistas y así tranquilizar la situación.

Este lunes tras el mensaje oficial de la cancelación del NAIM en Texcoco, representantes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) expresaron su reconocimiento a la consulta ciudadana, pero rechazaron que fuera vinculante y determinante para decidir sobre un tema con las dimensiones de una obra como la construcción del nuevo aeropuerto en el país, en el que ya se han invertido recursos, y que estiman, se perderán hasta 120 mil millones de pesos de interrumpirse la obra como se ha anunciado por el gobierno de transición a partir del 1 de diciembre.

Más información aquí.