CIUDAD DE MÉXICO, 13 dediciembre de 2018.- En el marco del análisis de la iniciativa por el que se propone la creación de la Guardia Nacional, el presidente de la Comisión de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, afirmó que esta figura no revertiría la situación de violencia e inseguridad que existe en el país,además de que se pondría en riesgo los derechos humanos y debilitaría la institucionalidad civil y democrática.

“Entregar la seguridad pública a instituciones y personal de carácter eminentemente militar, no garantiza en modo alguno que se revierta la situación de ilegalidad, impunidad, corrupción, violencia e inseguridad que nuestro país enfrenta. No garantizaría en modo alguno o contribuiría por sí misma de manera sustantiva a que se acabara con la impunidad, debilitaría nuestra institucionalidad civil y democrática, además de contravenir principios,recomendaciones y criterios formulados por instancias internacionales en materia de derechos humanos”, sostuvo.

Ante los integrantes de la Comisión de Puntos Constitucionales de la Cámara de Diputados, donde se analiza dicha iniciativa, González Pérez señaló que, repetir fórmulas del pasado que han sido deficientes en el combate al crimen organizado, implica que el país continúe en medio de un entorno critico donde,dijo, cientos de miles de mexicanos han perdido la vida, miles están desaparecidos y se ha producido un número no determinado de víctimas.

“Consideramos que el replanteamiento que se propone sobre la scaracterísticas y funciones de la Guardia Nacional representa una respuesta parcial e incompleta a la problemática de violencia e inseguridad que enfrentamos, generaría el riesgo de que se vulneraran derechos humanos”,aseveró al participar en la cuarta reunión Plenaria de la Comisión de la Cámara de Diputados.

González Pérez señaló que la Guardia Nacional actuaría bajo sus esquemas de orden y disciplina militar, así como su coordinación y mando operativo estaría a cargo de personal militar, con lo cual, afirmó, se estaría subordinando a las autoridades civiles a las órdenes de autoridades militares.

Más información aquí