CHILPANCINGO, Gro., 9 de julio de 2019.- Unos 250 habitantes de las comunidades Tecoanapa y Tecozaca, entre otras, tomaron la Casa Ejidal del municipio de Ahuacuotzingo, donde se guarda el fertilizante, para exigir al gobierno federal que les otorgue la cantidad de abono que les prometieron los servidores de la nación.

La toma comenzó desde la tarde del lunes y continuó este martes debido a que a la subdelegada de la región La Montaña baja, Paula Angélica Miranda, no ha dado respuesta favorable a la petición de los productores.

De acuerdo con el síndico de ese municipio, Jacob Santos Tacuba, la inconformidad de los pobladores es que el reparto del insumo no va de acuerdo a la cantidad que les prometieron los servidores de la nación durante el proceso de entrega de vales, por lo que piden la intervención del delegado federal Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros en la pronta solución de este conflicto.

Otros habitantes informaron que la toma de la Casa Ejidal en Ahuacuotzingo tiene intereses políticos, debido a que la protesta es encabezada por el director de Desarrollo Rural municipal, Pedro Ojeda Reyes, quien además es esposo de la regidora de esa misma área y se dedican a la comercialización de agroquímicos en la región.