ACAPULCO, Gro., 23 de febrero de 2020.- Para honrar a las mujeres asesinadas y violentadas, participantes de la marcha contra los feminicidios, hicieron un altar con veladoras y flores en la base del Asta Bandera.

La marcha partió a las 17:00 horas del Zócalo rumbo a la zona Dorada de Acapulco y ocupó un carril de la Costera.

Concluyó con la participación de unas 100 personas, la mayoría mujeres, quienes bloquearon unos minutos el sentido Caleta-Base de la vía, para posteriormente enviar un mensaje.

Cuatro participantes lanzaron mensajes de hartazgo de la violencia feminicida, del machismo y la violencia sistemática de las autoridades, a las que tacharon de misóginas.

En el contingente, se había sumado el político Ramiro Solorio Almazán, a quien las activistas corrieron a gritos del grupo que vestía de negro.

Las oradoras compartieron sus testimonios de violación de sus parejas, amigos o conocidos; la omisión en la investigación de denuncias por la Fiscalía General del Estado (FGE); y complicidad entre hombres ante la violencia contra las mujeres.