LEÓN, Gto., 18 de febrero de 2017.-  Los Esmeraldas de León siguen sin ganar en casa, pero este sábado rescató el empate a dos goles frente a Santos Laguna.

Cuando se consumaba la sexta derrota del León en el torneo, apareció el eterno salvador de la Fiera para finalizar 2-2 ante Santos.

Mauro Boselli, quien entró de cambio, anotó el gol de la igualada ante los Guerreros al 81’ y de paso le dio un poco de oxígeno al técnico Javier Torrente, quien con este resultado sigue con su futuro en tela de juicio.

Boselli, que ha perdido reflectores pero nunca el olfato goleador, clavó el segundo gol de los Panzas Verdes con un remate con el pie derecho dentro del área y de espaldas a la portería; una verdadera obra de precisión del atacante naturalizado mexicano.

Con información de Mediotiempo.