MORELIA, Mich., 2 de noviembre de 2020.- Integrantes de la comunidad cinematográfica de México, siguen mostrando su desacuerdo por la desaparición de los fideicomisos, en concreto los que suelen apoyar a los realizadores.

Al respecto, la actriz Patricia Bernal, manifestó que actrices y actores son los primeros que van a padecer porque es más difícil tener trabajo. Indicó que están desempleados desde hace mucho, “se están haciendo pequeñas cosas con muchísimo cuidado y más, pero no tenemos ninguna protección”, expresó.

Patricia Bernal dijo que si no están reglamentados, los apoyos serán discrecionales, “nunca han funcionado y siempre se prestan a tener más corrupción si no está regulada esta situación. Costó muchísimo trabajo hacer otra regulación, para ahora quedarnos sin ella, porque necesitamos orden, porque ya se tiene un país en desorden, ¿por qué seguirlo haciendo más desordenado?”, cuestionó. La cultura en este país, a mí sí me preocupa muchísimo, externó, porque no se le considera algo esencial, y es lo más importante, sobre todo en estos momento, expuso.

Vamos a luchar porque los apoyos sigan, aseguró, y dijo que se puedan hacer más cosas, y como suele pasar, la iniciativa privada siempre ha participado, “pero si no se tiene el apoyo del estado, es muy difícil hacer cine, hacer teatro, hacer todo, es muy importante que el estado apoye al cine, para que se logre hacer una industria, pero en desorden no se puede, tiene que ser muy ordenado”, reiteró e hizo una comparación con una película, “si tú tienes la disciplina para hacer una película, puedes hasta gobernar un país”.

Estar en Morelia le deja mucho a la actriz, indicó, “es muy importante seguir haciendo cine, es muy importante apoyar a los directores del estado, a la gente que está haciendo cine en el estado, y ojalá podamos luchar para que cada estado apoye a su gente y hagan más, mucho cine, muchos documentales, mucha historia, porque tenemos muchas historias que contar”, dijo, y aseveró que este es el camino para tener una cultura más amplia y conocer mucho el país.

Sobre el tema de los apoyos, el director de cine Juan Pablo Arrollo, quien exhibió su segundo largometraje, Almas Rotas, en el Festival Internacional de Cine de Morelia, manifestó no estar muy contento con la situación, ya que los fideicomisos significan uno de los blindajes más fuertes que pueden existir jurídicamente hablando; “lo sé porque muchos a veces manejamos fideicomisos para cuestiones privadas o empresariales, es un blindaje, es como una caja fuerte, en teoría un fideicomiso es algo muy seguro, dijo, e indicó que al parecer había corrupción en los fideicomisos existentes, por eso los van a cancelar.

Dijo estar a la expectativa en ver cómo va a funcionar esta nueva dinámica del gobierno, porque tiene que seguir habiendo dinero, pero lo tienen que asignar de forma directa, “esperemos que funcione”, dijo e indicó no querer ser negativo, aunque reiteró su inconformidad. Vamos a ver qué pasa con el cine, dijo, ya que México, a raíz de sus primeros fideicomisos en el cine, de hacer 15 películas al año, están haciendo 200 películas en el mismo margen de tiempo, “es una fórmula que ha funcionado hasta ahorita, esperemos que siga funcionando y la producción cinematográfica no se caiga, ya veremos”, añadió.

De llevarse a cabo la entrega directa del recurso como se pretende, hay riesgos de haber favoritismos, dijo el director, que haya corrupción también, pero además que se preste a lo discrecional, eso preocuparía mucho; “si ahorita se decía que el dinero se va para los cuates, ahora ojalá no se vuelva peor en ese tema, porque el dinero lo van a tener en una bolsa, y ese dinero se va a otorgar de manera directa, esperemos que la gente actúe de manera honesta y transparente”, concluyó.

Más información en Quadratín Michoacán.