ZIHUATANEJO, Gro., 29 de julio de 2018.- Autoridades de los tres órdenes de gobierno se reunieron para intensificar las labores preventivas en playa y anunciaron que se distribuirán 15 salvavidas más en la región Costa Grande del estado.

En la sala de Cabildo del Ayuntamiento, el jefe de Oficina del gobernador Héctor Astudillo Flores, Alejandro Bravo Abarca, el alcalde Homero Rodríguez Rodríguez, el secretario de Turismo, Ernesto Rodríguez Escalona, el secretario de Salud, Carlos de la Peña Pintos y el de Protección Civil estatal, Marco Mayares Salvador, participaron en la Instalación del Comité del Programa de Protección a Bañistas y Guardavidas de la Costa Grande y pusieron en marcha el Programa de Reforzamiento a Guardavidas Temporada de Verano 2018.

En la reunión, Mayares Salvador indicó que va a la baja el número de personas que mueren por inmersión. Sin embargo, existe oposición por parte de algunos bañistas, los cuales ingresan al mar en estado de ebriedad, poco después de haber comido, o cuando el oleaje es demasiado elevado.

La presidenta de la Asociación de Hoteles de Ixtapa-Zihuatanejo, Sandra Almada externó que los vacacionistas se muestran confiados y no hacen caso a los avisos de prevención, lo que los pone en riesgo, pese a que se trate de cuidar su integridad física.

En lo que va de la temporada vacacional, en las playas de Ixtapa-Zihuatanejo no se han registrado decesos por ahogamiento, aunque en lugares como Acapulco ya se han contabilizado seis personas muertas por esta situación. En la misma reunión, Rodríguez Escalona destacó que los destinos de playa de Guerrero han alcanzado más del 90 por ciento de ocupación hotelera.