CHILPANCINGO., 14 de diciembre de 2017.- Policías municipales de Chilpancingo se declararon en paro laboral ante la falta del pago de bono de fin de año.

Aproximadamente a las 19:00 horas de este jueves, un grupo de 50 policías, de 114 que son en esta corporación, cerraron las instalaciones del cuartel municipal con patrullas y se manifestaron al interior.

Los uniformados del turno vespertino están a la espera de un diálogo con sus superiores, a quienes los acusan de recortarles su bono de fin de año. También pidieron la destitución de Efraín Zúñiga, encargado del programa de Fortalecimiento para la Seguridad (Fortaseg), debido a que no les ha dado audiencia.