MORELIA, Mich., 24 de julio de 2021.- Las voces de inconformidad ciudadana se hicieron escuchar este sábado por varias calles de la Ciudad de México, en repudio a las autoridades que han sido omisas a atender la problemática de falta de medicamentos oncológicos.

Y es que esta carencia ha golpeado a un sector por demás vulnerable: los niños; miles de infantes que han visto merma en su salud por no contar con el medicamento que requieren para paliar la enfermedad.

Familias cansadas de las respuestas insensibles del gobierno salieron a participar en una marcha con la que expusieron que en los últimos meses han muerto mil 700 niños, y otros más aún la enfrentan en medio de carencias.

En este contingente participó Adrián LeBarón, un ciudadano a quien le asesinaron a su familia, entre ellos, su hija y cuatro nietos, y que por ello se ha sumado a las protestas nacionales que impliquen luchar contra los lastres que laceran a los niños, ya sea por violencia o por este atropello de no tener la medicina adecuada para mejorar su salud.

“Hoy, aquí, estamos ante la batalla más grande que se pueda librar; la única y gran misión que tiene un gobierno a final de cuentas, es procurar la vida de su población, y más si son niños, porque estamos hablando de velar por nuestro futuro como país; no debería regatearse ni un solo centavo si hablamos de tratamientos para niños.

“Veo que en esta manifestación la gente ya está despertando y está manifestando ya su inconformidad con los cambios, y esta cosa de inseguridad no puede seguir así; nos están matando, y a los niños con cáncer también, sin su medicamento”.

Más información AQUÍ