CIUDAD DE MÉXICO, 29 de octubre de 2018.- Andrés Manuel López Obrador presidente electo de México, indicó que con la decisión del aeropuerto de Santa Lucía no afectará a inversionistas, financieros ni empresas, además mencionar que la recesión del peso ha sido algo normal.

Tras asegurar que se cancelaría la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco, López Obrador arropado por el futuro jefe de la oficina de Presidencia de la República Alfonso Romo, Javier Jiménez Espriú perfilado como próximo titular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y del empresario José María Riobóo, aseguró que esto no afectará económicamente a los empresarios, ya que aseguró existe un fondo que solventaría las inversiones, además de las distintas multas que puedan aparecer.

El Presidente Electo cuestionado sobre el presunto conflicto de interés con José María Riobóo aseguró que este no participará en el proyecto de Santa Lucía pues solo estaba presente por su apoyo en los dictámenes y la consulta al considerarlo como “uno de los mejores ingenieros del mundo”.

Más información aquí.