CHILPANCINGO, Gro., 25 de febrero de 2019.- El presidente del Comité Ejecutivo Estatal (CEE) del PRD, Ricardo Barrientos Ríos, informó que en Guerrero comenzarán las sanciones, que pueden llegar hasta la expulsión, a aquellos militantes que trabajan a favor de otro partido.

En conferencia de prensa, el dirigente perredista dijo que en su momento se darán a conocer los casos que se han descubierto, y no descartó que se entre estos haya diputados locales y alcaldes.

Indicó que en Guerrero se sigue la misma lógica del PRD nacional, por lo que los reglamentos y leyes tendrán que ser respetados, pues reconoció que antes se violentaban con el aval de acuerdos políticos.

“Creo que el partido debe de nutrirse de gente que de corazón quiera a este partido, que de corazón quiera el desarrollo para Guerrero, somos un partido democrático y que cada uno de nosotros vale por la militancia que tenemos en el territorio y esa es una de las grandes ventajas que tenemos en el PRD”, expresó.

Sobre la suspensión de tres meses de los derechos políticos del diputado federal Raymundo García, defendió al legislador y aseguró que él no trabaja para Morena, y que votó a favor de la Guardia Nacional porque le conviene a Guerrero.

En cuanto a la renuncia masiva de diputados federales, el dirigente estatal aseguró que estos estaban sometidos a proceso porque se descubrió que trabajaban para Morena, René Bejarano y otros grupos políticos ajenos al PRD, y no sólo por haber votado a favor de la Guardia Nacional.

Respecto a la votación del Congreso local una vez que llegue la iniciativa para la creación de la Guardia Nacional, Barrientos Ríos adelantó que los perredistas votarán a favor y consideró que no habrá mayor complicación, pues a nivel nacional fue aprobada.