ACAPULCO, Gro., 30 de marzo de 2019.- El secretario de Salud del estado, Carlos de la Peña Pintos, confirmó la suspensión en todo el país del análisis de muestras de tamizaje neonatal, y explicó que se debe a que la Secretaría de Salud federal encontró “indicios de prácticas administrativas inadecuadas”.

No obstante, aclaró que en Guerrero continuará la toma de muestras en espera de la regularización del análisis a nivel nacional, pues el 26 de marzo pasado concluyó el contrato entre la empresa que realizaba los estudios y la dependencia federal.

“Es un programa subsidiado por la federación totalmente. El muestreo, el tamiz se sigue realizando y no se suspende en Guerrero. Estamos buscando alternativas para poder tener un contrato transitorio para el estudio de esta prueba, de este tamiz. Podremos continuar muestreando y conservar, mientras llegan las nuevas indicaciones del nivel federal, una vez que hayan terminado el nuevo proceso de licitación”, explicó en entrevista De la Peña Pintos.

En redes sociales circulan imágenes de oficios emitidos por el Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (Cnegsr), en los cuales se pide a los secretarios estatales la realización de trámites necesarios para continuar con la estrategia que desde 1998 es obligatoria en el país.

Consultado al respecto, el funcionario indicó que la petición del gobierno federal generará un gasto mayor que no ha sido evaluado, pues falta ver los costos de sus proveedores.

“Vamos a ver con nuestros proveedores hasta dónde nos alcanza, pero se pueden conservar las muestras del tamiz y ya después serán enviadas, pero el programa en Guerrero no se detiene, se retrasará un poco la emisión de resultados, pero no así la toma de muestras”, puntualizó.

Citó el mensaje de un boletín difundido este sábado por las oficinas centrales de la SSA: “en respuesta a denuncias públicas e indicios de prácticas administrativas inadecuadas, la Secretaría revisa el proceso de licitación, adquisición y desempeño de los servicios de tamiz metabólico neonatal contratados durante la administración anterior”.

Añadió: “se ha contemplado un plan de contingencia con la colaboración de las instituciones del Sector Salud para realizar sin interrupción el servicio, mientras se establece el nuevo proceso definitivo de compra de bienes o servicios de tamizaje metabólico neonatal”.

Carlos de la Peña dijo que, considerando que en 2018 en el estado se registraron unos 45 mil partos y cesáreas con el tamizaje de 43 mil bebés, se espera que este año de manera mensual se lleven a cabo 3 mil 800 tamizajes.