ACAPULCO, Gro., 3 de marzo de 2018.- Estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa tomaron la caseta de la Autopista del Sol en el puerto y botearon para reunir fondos para sus movilizaciones y actividades escolares.

Desde el mediodía de este sábado, una comisión de alumnos y padres de familia llegaron a la caseta de La Venta, donde levantaron las plumas y dieron paso libre a los automovilistas a cambio de una cooperación.

Clemente Rodríguez Moreno, padre de Christian Alfonso, uno de los normalistas desaparecidos, explicó que el dinero recolectado es para las actividades de los jóvenes dentro y fuera de la normal.

Respecto a la declaración del fiscal especial del caso Ayotzinapa, Alfredo Higuera, de que ya se tiene identificado el móvil de la agresión que sufrieron los estudiantes en 2014, Rodríguez Moreno reprochó que el funcionario lo haya dicho en audiencia y no directamente a los padres de los 43, ya que hasta el momento no se les ha avisado nada.

Tras dos horas de actividad, los estudiantes se retiraron de la caseta a las 14:15 de la tarde.