CIUDAD DE MÉXICO, 25 de junio de 2019.- El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, aplaudió la movilización de fuerzas de la Guardia Nacional mexicana en la frontera para frenar las oleadas de migrantes hacia su país.

En el mismo tenor que el presidente Donald Trump, Pence insistió a los demócratas para que actúen desde el Congreso norteamericano para limitar el asilo que se le ofrece actualmente, en el marco de la Ley de ese país, a los extranjeros.

“México mantiene su promesa y ahora envía 15 mil soldados a la frontera para ayudar con la crisis. Mientras tanto, los demócratas no financiarán campañas para niños migrantes. México sigue haciendo más que los demócratas del Congreso para asegurar nuestra frontera, ¡y es hora de que pasen!”, señaló el vicepresidente del país vecino, en su cuenta oficial de Twitter, la mañana de este martes.

El despliegue de efectivos de seguridad en el territorio mexicano, según el vicepresidente de Estados Unidos, se da gracias a las presiones ejercidas sobre el Gobierno de México, el cual endureció sus acciones en contra de los migrantes ilegales.

“Nuestra política está funcionando. ¡Aseguren nuestras fronteras!”, reiteró más tarde al compartir un enlace de The New York Times sobre una nota titulada La represión de México en su frontera sur, provocada por Trump, asusta a los migrantes del cruce.

La nota aquí.